jueves, 11 de abril de 2019

PLANTACIÓN DE PEPINOS


Pepinos que no falten





Tiempo primaveral (Claude Monet)


Alumnado 2ºB



Sobre lo escrito




Pensares del camino

— Caminando, caminando en días de luz y sol, en sus mañanas tempranas por las calles de mi pueblo voy pensando, y andando, bañado en recuerdos de niño.

— Voy por la Huerta, y veo el volar de los gorriones y el gorjeo de las golondrinas por los campanarios, y cornisas del convento; y veo el posar de los aviones y vencejos revoloteando por los cañares del río y las acequias.

— De cuando en cuando me paro; pienso, respiro, y siento el aliento, que llega de mi torrica —pulmón de los Huertanos— el frescor de la hierba en los brazales; y miro y veo, en la cruz de las moreras y en la cruz de los árboles, los nidos con sus polluelos, que son; como altares de mis vivencias en la niñez de mis lugares y en los años de mis tiempos.

— Sigo andando y siento,... el golpear del viento fresco en los recuerdos de entonces... y en mis pensamientos...

— Así, voy sintiendo cómo mi Alma, se consume en los anhelos de un pasado de «pensares» lleno, y al tiempo, retoza de alegría cuando —en el paseo de mi vida— veo mi rueda, mi museo y lo quede mi huerta queda.

— Y con este añorado pensar, entre cañares, zarzas y amapolas, doy fin a mis recuerdos y... sigo en... mis pensamientos,pues no es vano, el recordar de aquellos tiempos pasados.

P. Tudela









Revoloteando por el huerto






Para refrescar nuestro huerto, los pepinos no han de faltar. Los alumnos y alumnas de 2ºB son los encargados de llevar a cabo la tarea.






En esta mañana de recién iniciada primavera, el grupo se siente plenamente feliz de salir al aire libre y visitar su huerto. Sentados en grupo les damos la bienvenida y les mostramos las herramientas y las tiernas plantas de pepino y los niños y niñas, se muestran bastante motivados y decididos a hacer la tarea con alegría y entusiasmo. De ello, no dudamos, y así fue.






Después, mostramos las plantas de pepinos y las contemplan con sincera admiración y detenimiento. Les atrae y les divierte
A continuación, hicimos una práctica para que supieran como llevar a cabo la plantación. Hacemos un hoyo y ponemos la pequeña planta en el hoyo y cubrimos con la tierra que hemos sacado para hacer el hoyo.






La demostración queda bien comprendida y los niños y niñas, a continuación, la ponen en práctica. Observamos que su entrega es máxima, pues realizan sobresalientemente bien la tarea. Poco a poco la labor se va realizando y todos quedan satisfechos. 
Ahora… ¡A regar!






Maravillosa experiencia para estos niños y niñas de segundo de primaria.



sábado, 6 de abril de 2019

RECETA



Una receta para…
¡Habas y ajos tiernos!




Habas a lo pobre



Víctor 4ºB


Ingredientes



·        Habas y ajos tiernos de nuestro huerto

·        Jamón (en taquitos)

·        Maíz

·        Especias

·        Aceite de oliva

·        Vinagre de Módena

·        Sal


Elaboración


1.  Cortamos las vainas habas a trocitos, que tienen que ser muy tiernas como es en este caso, como si fueran judías.






2.   Ponemos las habas a cocer con un chorrito de aceite y una pizca de sal durante aproximadamente quince minutos.


3.  Al mismo tiempo, ponemos a cocer unos huevos.

4.  En una sartén, sofreiremos los ajos tiernos ya troceados, los tacos de jamón.

5.  Incorporaremos las habas cocidas y bien escurridas al resto del sofrito.

6.  Acompañaremos con un poco de maíz.

7.  Solo nos queda aliñar con aceite de oliva, vinagre de Módena, sal y especias según el gusto.

8.  Emplatar y disfrutar de este sencillo y sano plato ideal para una cena ligera.

¡A disfrutar!




Una receta para…
¡Habas!        




  
Flor de primavera


Naomi 4ºA


Ingredientes:


·        Migas

·        Habas del huerto del cole

·        Lechuga

·        Tomate

·        Tomate frito

·        Pimiento

·        Comino

·        Salchicha.


Elaboración:


1.  Primero  pelamos  las habas con cuidado de no aplastarlas.


2.   Segundo hervimos las habas con agua y esperamos 20 minutos, dependiendo de la cantidad que tengamos.


3.  Una vez que estén hervidas las habas, hacemos un guiso con el tomate, el pimiento, el tomate frito, un poco de comino y las habas ya hervidas



4.  Cogemos las salchichas y las cortamos en trocitos  y las hacemos fritas o al gusto. En una salchicha cortamos una tira fina que va hacer de tallo. Ahora con los trocitos hacemos la forma de  círculo.


5.  Cuando nuestro guiso este listo lo metemos dentro del circulo rellenándolo entonces contamos dos pequeñas ramitas de cilantro que son las hojas de la flor .


6.  Ponemos el tallo de salchicha y las ramitas de cilantro como hojas.


¡ Ya hemos terminado, listo para comer!

miércoles, 3 de abril de 2019

TOMATERAS CHERRY


Tomateras cherrys en pequeñas manos







El jardín de la familia Millet en Barbizon (Jean Françoise Millet)



Alumnado Infantil 3 años



Sobre lo escrito





Del conocimiento de la agricultura

 “un padre de familia laborioso que tiene en su ánimo seguir en los cultivos un método seguro de aumentar el patrimonio familiar, pondrá la máxima atención en consultar, sobre cualquier asunto, a los agricultores más entendidos de su tiempo, así como indagar con esmero los comentarios de los antiguos, discerniendo lo que cada uno de éstos dice a título de opinión o de precepto, y analizando si todo lo que nuestros mayores nos legaron es aplicable a la agricultura de nuestro tiempo o algunos aspectos difieren”

Fragmento De re rústica (Lucio Junio Moderato Columela)









Esmerada tarea y mejor labor





El tomate cherry es uno de esos cultivos que atraen y apasionan a los niños y niñas. Este curso escolar queremos ver y sentir cómo viven esta experiencia de cultivar y cosechar tomate cherry en nuestro huerto escolar nuestro alumnado más pequeño.




Para hacer la plantación contamos con el alumnado más pequeño, el alumnado de educación infantil de 3 años.  El grupo está entusiasmado y gozoso de volver al huerto y sobre todo de hacer esta plantación de tomate cherry.




Lo primero que hacemos fue mostrar las plantas. Se entusiasman con las plantas en sus pequeñas manos y las miran bien. Con su mirada y sus manos hacen todo un descubrimiento, hojas, tallos, raíces y la tierra que la sostienen. Después, explicamos cómo nos organizaremos para hacer la plantación y nos pusimos manos a la tarea.




De manera pausada y con la paciencia que requiere, en primer lugar, van señalando los lugares donde colocarán las plantas. Después, con autentica destreza del escardillo van haciendo los distintos hoyos, para a continuación,  dejar las plantas sobre la tierra que las hará crecer. Finalmente, con tanto entusiasmo como destreza, le regalan el agua que necesitan para su desarrollo.




Sólo nos falta dedicar cuidados, tiempo y a… ¡cosechar los tomatitos!








Con sobradas ganas me aplico



lunes, 1 de abril de 2019

EL LAUREL, LA COCHINILLA Y LA NEGRILLA



Para saber más





EL LAUREL, LA COCHINILLA Y LA NEGRILLA




Es la una del mediodía y sobre nuestro huerto el sol cae como regalo divino. Bajo ese mismo sol, el alumnado de 5ºA nos confía sus ganas por ver con qué les sorprenderemos. Y así será, con una gran sorpresa. Hoy, nuestro huerto se convierte en un laboratorio y van a tener la oportunidad de experimentar y conocer. Les hablaremos del laurel, la cochinilla y la negrilla.






El laurel durante la historia ha sido uno de los árboles que más se han mencionado en textos escritos literarios y poemas. El laurel ha sido considerado a lo largo de la historia como señal de sabiduría y prudencia.


Siempre ha habido y habrá un laurel que custodie un huerto. Un laurel de hojas verde oscuro que aromatice y hechice las plantas del huerto. Y como en todo huerto, en nuestro huerto,  “El bancalico del Cervantes”,  tenemos dos preciosos y hermosos laureles con sus lustrosas hojas verdes. Pero de un tiempo para esta parte, se han vuelto de un color negro que nos llama la atención y nos inquieta.



Sobre ello, llamamos la atención del alumnado para que observen los dos laureles que hay en nuestro huerto. ¿Notáis algo en los laureles? ¿Qué observáis? Pronto, los alumnos y alumnas, aunque están retirados de los árboles, coinciden en que uno de ellos está bastante oscurecido, mientras que el otro tiene un aspecto vigoroso y con sus hojas relucientes. Efectivamente, les comentamos que uno de los árboles  está bien hermoso y sus hojas con un bello color verde brillante, mientras que el otro, está bien manchado de un color bien negro.




Seguidamente, con ramas de laurel sobre las manos de nuestro alumnado, les comentamos que ese color negro que están viendo es una especie de ceniza negra pegada sobre el haz de las hojas y que ha sido producido por el hongo de la negrilla, también llamado fumagina.




La negrilla es una enfermedad que acaba en plaga causada por dicho hongo. Mientras los niños y niñas siguen observando y apoyados por lupas, continuamos diciendo que en el laurel, la negrilla se desarrolla, fundamentalmente, en hojas, tallos y brotes. Es bastante visible porque casi la totalidad de las hojas del laurel aparecen cubiertas con un manto de color oscuro y que, fácilmente, se adhiere a los dedos cuando frotamos las hojas.




Por otra parte, continuamos diciendo, que la presencia de negrilla aparecida en uno de nuestros laureles, está ligada a la presencia de una plaga del insecto llamado cochinilla y que aparece con anterioridad al hongo de la negrilla.

La cochinilla es un insecto chupador parásito que se sitúa en el envés de las hojas del laurel y los tallos tiernos y acaba por alimentarse de la savia. En su proceso de alimentación, la cochinilla segrega un residuo líquido espeso, oscuro y dulce como el azúcar llamado melaza. Ante la presencia de la melaza en las hojas del laurel, surge la negrilla, con la intención de alimentarse de ella. La negrilla se aloja en el haz de la hoja y poco a poco va cubriendo toda la superficie de un polvo negro. Ese mismo polvo negro, es la negrilla.




Mientras el alumnado sigue observando la negrilla en hojas y tallos sobre el haz de las hojas del laurel y los restos de la cochinilla en el envés, les hacemos saber que la presencia de la negrilla en las hojas y tallos del laurel provoca un grave perjuicio en la planta. En primer lugar, se aprecia una mala imagen de la planta en general que hará que desechemos dichas. En segundo lugar, si el ataque es bastante fuerte puede provocar la disminución del proceso de fotosíntesis y el laurel no desarrollará con la vigorosidad que nos gustaría, es decir, el crecimiento del laurel disminuirá.

Después, explicamos  la tarea que vamos a hacer contra la plaga de negrilla:

1.  Primeramente, haremos uso de una poda para eliminar las ramas que están más afectadas por la negrilla.




2.  En segundo lugar, haremos varias fumigaciones con una mezcla de agua y jabón natural (Bonagua). Será conveniente empapar bien los tallos y las hojas que están afectadas por la negrilla.





jueves, 28 de marzo de 2019

PLANTACIÓN BERENJENAS


Nuestras berenjenas... ¡las de siempre! 

 
Manzanas y vegetales balsámicos (James Peale) 

Alumnado infantil 4 años



Sobre lo escrito





Mis paseos por la huerta

El sol: fundiendo
el blanco y el negro
«en las sombras»
acercaba las distancias.
Naranjas y limoneros
raíces de esta nostalgia.
En la tierra solitaria
respiración contenida
se oye el pulso
de la huerta
en la rama envejecida...
la senda no tiene fin
colmada de ramas vivas
dándole luz, a esas sombras
y a la noche luz del día.
El sol; se escondió
entre los naranjos
haciéndoles sus caricias
(con esa cara redonda
las naranjas sonreían)
así —ajenas las naranjas
que de la mano del hombre
el cemento se aproxima—
¡Naranjos y limoneros
por estas tierras de Murcia,
pisándola por cántaros
vagando se va mi pluma
asida a la misma rama,
resistiendo de su peso
a la par, como la fruta!
El sol: irradiando fuerza
al cobijo de esas ramas
la senda no tiene fin
llenando pulsos de vida...
¡/No dejes al frío cemento
moneda de dura esfinge,
el sarcasmo de su risa!!
Pilar Infante Acero









Oyendo el pulso de la tierra







Buenos días. Nos saludamos a la entrada del huerto. Porque hoy, estamos en el huerto. Son los niños y niñas de 4 años, les encanta el huerto, y hoy, el día con un adelantado sol de primavera, como dicen los versos, quiere regalar pulsos de vida a estos pequeños y pequeñas que recién se asoman por la puerta.






Están deseosos de venir y encantados de pisar el huerto. Hoy, ellos, harán bonito el huerto para que el resto de sus compañeros y compañeras lo encuentren más bonito. Hoy, darán color verde sobre la tierra de este huerto.  






Entre sus manos comienza a sentir la vida del huerto, comienzan a acariciar las pequeñas berenjenas. Observan sus pequeñas hojitas y sus raíces.






Después, explicamos cómo plantar. La “charla” la tienen bien aprendida. Primero harán el hoyo en la tierra, y en el mismo, dejarán la planta y la abrigarán con tierra. Para terminar, ¿Les gustará regar? Uffff... ¡Cómo les gusta! Todos quieren una regadera, eso si, de su color favorito.




Para despedirnos, la despedida. Hasta pronto mi huerto querido.